Consentimiento Informado

El consentimiento informado es una herramienta destinada a que le paciente tenga participación y decisión sobre su atención médica.

 

¿Por qué es necesario un consentimiento informado?

El consentimiento informado es necesario ya que se desprende del modelo principialista de la bioética. Este modelo tiene tres principios fundamentales: la beneficencia (tambien llamado no maleficencia), la justicia y la autonomía. Este último, es uno de sus pilares más importantes, y consiste en que el paciente tenga completa capacidad de decisión, sobre los procedimientos, intervenciones y atención que se le brinden, salvo en algunas excepciones puntuales. Esto de tal manera que los profesionales de la salud deben entregar información clara y orientación respecto a la toma de decisiones sobre su salud, evitando así el antiguo paternalismo médico.

 

Componentes de un consentimiento informado

Existen elementos que un consentimiento informado debe cumplir, los cuales son:
Ser un proceso continuo que incluya diálogo, comunicación y en ocasiones apoyo escrito.
– Requerir de la voluntad del paciente, en donde la decisión que tome es totalmente libre y sin ningun tipo de obligación.
– La información entregada debe ser la suficiente, es decir, cada objetivo, beneficio y riesgo del procedimiento debe ser otorgado de forma completamente clara.
– Considerar que el paciente tenga las aptitudes psicológicas adecuadas y óptimas para la comprensión de la información.
– Cada paciente tiene la opción de una deliberación y decisión.

 

USTED TIENE LA LIBERTAD DE ACEPTAR O RECHAZAR CUALQUIER PROCEDIMIENTO
Y EL PROFESIONAL DE LA SALUD LO RESPETARÁ

 

Excepciones

Cuando exista un riesgo inmediato para la integridad física o psíquica del paciente que amenace su vida, por lo que se realizan los procedimientos sin previo consentimiento.
– Cuando el profesional estime que al dar la información correspondiente y solicitar un consentimiento informado puede producirse un inminente daño al paciente, delegando la responsabilidad a algún familiar.
– Cuando existe riesgo para la salud pública, aunque el que no se solicite un consentimiento informado, no significa que el profesional no deba explicar los procedimientos a realizar.

 

Entonces, ¿Cómo tomar la decisión correcta?

Tenga siempre presente que el profesional de la salud le planteará las opciones posibles y lo deberá guiar en la toma de una decisión.
Como ya se mencionó, los principios del modelo principialista se basan en la autonomía, por lo que la decisión final la tomará
usted. Este modelo también se fundamenta en la beneficencia, por lo que el profesional le sugerirá la opción que en base a su conocimiento y experiencia, estime que tendrá los mejores resultados y no cause daño en su persona . Así como también se fundamenta en la justicia, ya que todo paciente, independiente de su estrato económico, etnia, o nivel educacional, tendrá el mismo derecho a ser informado correctamente y que su decisión debe ser respetada.

Valoración

Click para valorar.

5 / 5. 1

¡Hasta ahora no hay votos! Sea el primero en calificar esta publicación.

error: CONTENIDO BLOQUEADO.